Todo lo que debes saber sobre la producción ecológica: beneficios y prácticas sostenibles

Compartir

¿Cómo poder hacer más con menos y mantener un desarrollo sostenible al mismo tiempo? ¿Es posible una producción ecológica que mantenga altos niveles de bienestar animal mientras reduce al mínimo la degradación medioambiental?

En general, el consumo y la producción sostenibles consisten en hacer más y mejor con menos. Desarrollar prácticas de producción que sean sostenibles puede parecer una tarea titánica, pero vale la pena señalar que hay muchas maneras en las que las empresas pueden reducir su huella ambiental, ahorrar dinero y mejorar la vida de los empleados al mismo tiempo.

Qué es la producción ecológica

La producción ecológica, también conocida como biológica u orgánica, es un sistema de gestión y producción agroalimentaria que busca el menor impacto en el medio ambiente. Esta práctica incluye la aplicación de normas exigentes sobre el bienestar animal, así como un uso responsable y racional de los recursos naturales, con el fin de obtener alimentos y productos sin producir un gran impacto ambiental.

Ventajas de la producción ecológica

La producción ecológica ofrece muchos beneficios tanto para el medio ambiente como para la salud de las personas. Algunos de los principales beneficios incluyen:

  • Protección de los suelos y degradación de la erosión: la producción ecológica protege la fertilidad de los suelos del uso excesivo de productos químicos y reduce el nivel de erosión y de desertificación en comparación con las técnicas convencionales.
  • Ahorro en recursos energéticos: puesto que los productos orgánicos no están sujetos a procesos de producción masiva ni a la utilización de conservantes y aditivos artificiales, su producción requiere una menor energía. Esto también significa que no se necesita recurrir a productos químicos para producirlos, por lo que el riesgo de contaminar el suelo y el ambiente se reduce.
  • Mejora del sabor y la textura de los alimentos: los alimentos orgánicos suelen tener un sabor y una textura mucho más auténticos, lo que los hace una excelente opción para incluir en una dieta saludable.

Principios de la agricultura ecológica

Los principios de la agricultura ecológica pueden ser divididos en 3 grandes grupos:

  • Mejora de la eficiencia en el uso de los recursos. Esto significa que se deben tomar acciones dirigidas a la conservación, protección y mejora de los recursos naturales.
  • Protección de los medios de vida rurales. Esto incluye el desarrollo de prácticas que mejoren el bienestar de los agricultores locales y el fomento de estilos de vida sostenibles.
  • Mejora del bienestar social y económico. Esto significa que se deben promover prácticas que mejoren la calidad de vida en todas las comunidades implicadas.

Ventajas de energías renovables

Con el fin de alcanzar un mayor nivel de sostenibilidad en la producción ecológica, es necesario tener en cuenta el uso de fuentes de energía renovable. El uso de energías renovables como la hidráulica, la eólica o la solar, ofrece una serie de ventajas, entre las que destacan su seguridad y la contribución al cuidado del medio ambiente.

Además, el uso de energías renovables reduce los costes de producción de luz eléctrica a largo plazo y contribuye al mantenimiento de los recursos naturales, ya que la energía solar, por ejemplo, no genera ningún tipo de residuos ni gases de efecto invernadero, como los generados por la combustión de cisternas fósiles.

Mejorar el desarrollo sostenible

Los gobiernos a nivel local, así como las empresas y otros organismos, pueden colaborar de manera activa para hacer posible un desarrollo sostenible. Esto significa que debemos desvincular el crecimiento económico de la degradación ambiental para garantizar mejores condiciones de vida para todos los mexicanos.

Para ello, es necesario fomentar la adopción de valores y prácticas sostenibles a través de la comunicación y la educación en los ámbitos laboral, social y educativo. Estas prácticas incluyen el cambio de hábitos, el reciclaje de residuos, la reducción del consumo de recursos fósiles, el consumo de alimentos orgánicos y la inversión en fuentes renovables de energía.

La producción ecológica y el desarrollo sostenible son claves para el mantenimiento y el mejoramiento de la vida de las personas y de la salud de nuestro planeta. Facilitar el acceso a agricultura ecológica y a otros servicios sostenibles, así como fomentar la conciencia sobre su importancia, es una misión que podemos cumplir todos juntos.


Compartir
En este sitio web se almacenan cookies para su mejor funcionamiento.    Más información
Privacidad